Quién soy | Dulces y Tostados

¿Quieres saber cómo he llegado hasta aquí?

Nací y crecí en Barcelona, y ya desde niña sentí pasión por hacer dulces, cocas, postres, cualquier cosa dulce, siempre que podía estaba en la cocina preparando algo, tuviera permiso de mi madre o no. Mi abuelo, el padre de mi madre, fue panadero de los de verdad, de los de antes,  y aunque sólo estuve con él mi primer año de vida, estoy convencida de que la harina corría ya por mis venas .

Estudié otras cosas, nada que ver con mi pasión oculta por hacer dulces,  los tiempos de antes eran muy distintos y no había tantas posibilidades ni opciones como ahora.

Crecí, trabajé en otras cosas y después de muchas vicisitudes en la vida, porque la vida es así, te lleva por miles de vericuetos para terminar dónde debías haber comenzado, llega el momento de la verdad y surje la oportunidad de irme formando en mi pasión oculta desde hacía tanto, la repostería a la que ahora se le añade un adjetivo, “creativa”.

En la navidad de 2017 encontré apoyo a mi pasión y pude abrir mi negocio en pocos meses, me había estado formando para eso, sabía qué necesitaba, donde buscarlo, y mucho del material ya lo tenía porque lo había ido comprando poco a poco mientras aprendía. Yo estaba convencida que era mi momento y aún lo creo, la felicidad es disfrutar de vez en cuando de algo dulce y eso es lo que yo te ofrezco, un poquito de felicidad.

Gracias por acompañarme hasta aquí y espero que sigas acompañándome siempre.

Un Abrazo, Pilar